Crece la cantidad de santafesinos que pide abandonar la Iglesia Católica

Ya hay casos de bautizados que averiguan para dejar de participar en la Fe católica. Un comunicado del Arzobispado muestra cuáles son los pasos a seguir.

Actualizado: Lunes 27 de Agosto de 2018 – 10:23 hs

En Argentina ya son más de 4 mil los casos de personas que se acercaron a la Iglesia para renunciar a ella. Esto comenzó el 8 de agosto cuando el día en el que el Senado rechazó el proyecto que autorizaba la interrupción voluntaria del embarazo hasta la semana 14, al pañuelo verde de los defensores de la legalización se le sumó uno naranja, el que exige la separación de Iglesia y Estado.

Tantas fueron las consultas que el Arobispado santafesino tomó cartas en el asunto y decidió enviar un comunicado con los pasos a seguir en caso que una persona quiera terminar esta relación.

Padre Javier González explicó que no es un tema nuevo, que comenzó en 2008 y con las últimas campañas de apostasía colectiva se aceleraron los pedidos y recibimos en la última semana más de 15 pedidos que se suman a los 100 del último año.

Nosotros en este comunicado lo que hacemos es explicar el trámite que se debe hacer y detallar que más allá de ser una apostasía colectiva el trámite debe ser personal. Nostrosdebemos identificar a la persona que quiere hacerlo y no podemos permitir que se alteren identidades». Una vez que la persona llega para el trámite se pide su acta de bautismo y tras unos pasos puede renunciar a la Iglesia. La regla de juego la ponemos nosotros», mas allá de lo que se pueda decir afuera».

Con respecto a la consulta de cómo se vive este tema en el Arzobispado González explicó que «si bien es una noticia que sorprende y es muy triste se trata de un sinceramiento. Esperamos que sea así y no que se relacione con una moda ya que abandonar la Fe Católica trae graves consecuencias». Y iguió: Creemos que se trata de una campaña anti religión católica».

 

 

 

¿Qué es la Apostasía?

Apostatar es, básicamente, renunciar a la religión. Esto es lo que plantea la Coalición Argentina por un Estado Laico que durante todo el 8A plantó carpas en la plaza del Congreso con el objetivo de impulsar una apostasía colectiva. A través de la iniciativa ‘No en mi nombre’ la organización asesora y ayuda a todos aquellos que deseen renunciar a la Iglesia Católica.

 

Para qué apostatar

Desde la organización aseguran que el Estado aporta 20 mil millones de pesos anuales (sin contar exenciones impositivas) a la Iglesia Católica, en proporción a sus fieles bautizados». «Para la Iglesia Católica todo bautizado es católico, está de acuerdo con sus doctrinas, y por lo tanto utiliza la cifra de bautizados (muy alta porque el bautismo se transformó en una cuestión cultural) para imponer sus puntos de vista en la legislación y conseguir privilegios», apunta el movimiento desde su sitio web.

 

FUENTE: LT10

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.