La relación entre el empresario acribillado y el «Rey de la Efedrina»

Andrés Lamboy, de 45 años, es abogado pero se dedica a negocios inmobiliarios. El ataque a balazos fue ayer a la mañana en la puerta de la sede Fisherton del San Bartolomé y la víctima recibió nueve impactos en distintas partes del cuerpo.

Actualizado: Miércoles 19 de Septiembre de 2018 – 08:22 hs

Foto: Sebastián Suárez Meccia / La Capital

El hombre que este martes fue baleado en Fisherton cuando llevó a sus hijos a la escuela se encontraba por la noche en estado crítico, luego de ser operado dos veces por los nueve balazos recibidos en distintas partes del cuerpo, principalmente en el abdomen.

Se trata del empresario Andrés Lamboy, de 45 años, que permanecía en la unidad de terapia intensiva del Hospital de Emergencias Clemente Álvarez (Heca), donde se dispuso una custodia policial especial.

En diálogo con El Cuarto Poder, el  diputado provincial por el Frente Social y Popular, Carlos del Frade dio los primeros indicios para entender de dónde proviene este feroz ataque.

Lamboy, que actualmente se desempeña en el negocio inmobiliario, declaró en el pasado como testigo en la causa que investigó e tráfico de efedrina que terminó con la condena del rosarino Mario Roberto Segovia, conocido como «el rey de la efedrina». En ese momento, el empresario entró en la causa por figurar como director de un depósito fiscal en Barracas de donde salieron 24kg de efedrina camuflada en azucar que se encontraron después en México.

Para Carlos del Frade, sin embargo, la balacera «no parece ser el vuelto de la causa Segovia», porque «el Rey de la Efedrina» jamás se caracterizó por ser del palo de los gatilleros, de los que generan otro tipo de violencia… parece ser otra cosa, más allá de esa relación directa con la causa Segovia».

Además, el periodista destaca un dato importante a tener en cuenta sobre la balacera en Fisherton: «Ayer, en la zona de Mendoza y Wilde donde ocurre el acribillamiento, supuestamente debía haber un móvil policial que no estaba». Se trata de uno de los 150 móviles que hoy están trabajando en Rosario y que «por extrañas circunstancias no estaba», expresó.

Recordemos que este nuevo ataque en Rosario se da en el marco del comienzo del juicio a los Monos por narcotráfico, la banda que fue enjuiciada anteriormente por otros delitos. «Mañana es el día del despertar de la justicia federal en Rosario», indicó Del Frade.

 

 

Audio: Escuchá la entrevista completa con Carlos del Frade

FUENTE: LT10

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.